EDITORIAL


Edición Número 220 del 1º de Enero de 2018

QUE ESTE SEA EL AÑO
152

Comenzamos 2018 con la esperanza que este sea el año…
En el cual los malargüinos podamos superar nuestras lógicas diferencias a través del diálogo;
Que todos entendamos que pensar distinto no nos convierte en enemigos;

Trabajemos comunitariamente para disminuir la pobreza;
Busquemos la paz, especialmente dentro de nuestras familias;
Nuestros políticos arbitren los medios para que lleguen inversores que generen trabajo genuino;
Se arbitren políticas para desterrar la droga y ayudar a quienes lamentablemente han caído en sus redes y hoy son víctimas de su flagelo;
Donde la educación, sin dejar de ser inclusiva, pase a ser de calidad;
Los embazados adolescentes vayan disminuyendo, en base a políticas de educación en la sexualidad integral;
El amiguismo y los lazos familiares dejen de ser la principal cualidad que alguien pueda exhibir para acceder a un cargo público, en cualquiera de los tres poderes del Estado;

Los ancianos tengan el lugar que les corresponde en sus familias, en nuestra comunidad;

El individualismo, que caracteriza a la sociedad de consumo en la que esta inmersos, vaya disminuyendo para poder ser más solidarios, entregando parte de nuestro tiempo a favor de quienes más sufren;

Que se arbitren medidas para evitar el éxodo de la gente de la zona rural a la ciudad;

El sistema de salud trabaje complementariamente para que tengamos una mejor calidad de vida, especialmente cuando surge la enfermedad;

Planifiquemos el Malargüe para los próximos años, sin que ello nos impida ocuparnos de lo urgente del hoy;

Los que gobiernan los hagan para los que sufren, pero también para los que sueñan;

A nivel cultural, sepamos, de una vez por todas, poner en valor el saber hacer local;

Dejemos de ser menos opinólogos para convertirnos en más hombres y mujeres de acción;

Que la violencia verbal y física sea reemplazada por la tolerancia y el respeto hacia el otro;

Las promesas de obras públicas dejen de serlo para convertirse en realidad;

Tomemos conciencia del patrimonio que tenemos, para preservarlo a nuestros hijos y nietos.

Dios quiera, en definitiva, que este 2018 sea el año en el cual podamos vivir mejor, en el plano material y espiritual, para hacer de este Malargüe, nuestro lugar en el mundo, un sitio más bello, con oportunidades para todos.
OTRAS DE LA SECCIÓN EDITORIAL
RUTA 188, QUE EL ÁRBOL NO TAPE EL BOSQUE
En medio del fragor por el impedimento que algunos ambientalistas fundamentalistas están realizando para impedir el desarrollo de la matriz productiva de Malargüe que hoy nos da salud, educación, seguridad y otros servicios esenciales que prestan el Estado nacional y provincial con los dividendos que dan las regalías petroleras no fueron pocos los que salieron a decir que los malargüinos debíamos restarle apoyo a la construcción de la ruta nacional 188 Alvear-Malargüe.
EL TRABAJO EN EL MUNDO DEL TRABAJO
La secuencia “normal”, para muchos, de formarse, trabajar y jubilarse...parece estar llegando a su fin. El mundo del trabajo está cambiando a pasos agigantados.
PREPARARNOS PARA EL MALARGÜE QUE VIENE
Aunque aún a nivel social no hay una clara toma de conciencia, porque la mayoría de la gente está inmersa en los problemas del día a día con el aumento de tarifas, la falta de limpieza de la ciudad, la desocupación que apremia (sobre todo a jóvenes y personas mayores de 50 años), los problemas que generan la droga y tantas otras preocupaciones, creemos que se avecinan buenos tiempos para Malargüe, a partir de las obras públicas que están en ejecución y de algunas que están por llegar.
LA VOZ DE LOS QUE NO TIENEN VOZ
Jamás en su historia el departamento de Malargüe tuvo una manifestación pública como la que se vivió el domingo 25 de marzo, día de los derechos del niño por nacer. Es que nunca antes más de 2.000 almas se movilizaron para hacer un reclamo en pos un objetivo común, dar un contundente apoyo a la vida y expresar su rechazo al criminal proyecto de despenalización del aborto que hoy, lamentablemente, discute el parlamento argentino.
URGE POSICIONAR AL MALARGÜE TURÍSTICO
Importantes prestadores del sector turístico de Malargüe han marcado que la pasada temporada de verano fue la que menos afluencia de turistas tuvo en los últimos 10 años. La Directora municipal de turismo dijo que se observó una disminución de visitantes en relación al año pasado. Quien habitualmente transita las calles de la ciudad, especialmente las del radio céntrico, pudo notar la baja.
ALGO HAY QUE HACER
En los últimos tiempos observar un vehículo de agencias de autos foráneas sobre las veredas de la Av. San Martín es casi una postal del Malargüe de nuestros días. La misma plaza departamental se ha convertido en un lugar privilegiado de exhibición de automóviles, que son promocionados con sombrillas, gazebos, mesas, sillas, banderas. Hay esquinas con gran visibilidad como las del hotel de Turismo o que está frente a un café en Av. San Martín y Gral. Roca que también son usadas con fines publicitarios todas las semanas.
EMPLEADOS VAGOS O JEFES SIN LIDERAZGO
Vaga es, por definición, aquella persona que tiene poca disposición para hacer algo que requiere esfuerzo o constituye una obligación, especialmente trabajar.
DE CÓNDORES, PUMAS Y ZORROS
Ver las fotografías de los 34 cóndores y un puma muertos en la zona de Los Molles nos produjo estupor, como creemos que a la mayoría de las personas. Por supuesto que repudiamos el accionar de quien o quienes cometieron esa atrocidad y deseamos fervientemente que no tengamos que lamentar en el futuro una postal como la vista días pasados. La justicia está interviniendo y habrá que esperar su fallo.
ALGO ESTÁ PASANDO EN EL CAMPO MALARGÜINO
Una de las cualidades que caracteriza al sacrificado productor malargüino es el respeto, en su más profunda esencia, es decir, esa consideración, acompañada de cierta sumisión, con que se trata a una persona o una cosa por alguna cualidad, situación o circunstancia que las determina y que lleva a acatar lo que dice o establece o a no causarle ofensa o perjuicio.
UN AÑO EN EL QUE NOS QUEDAMOS CORTOS
Cuando quedan pocos días para despedir a 2017 nos parece oportuno repasarlo a nivel comunitario.
LOS CORTES CON LOS QUE PIERDE TODO MALARGÜE
“Malargüe tiene una sola línea de alimentación eléctrica desde el Nihuil. Es una línea radial, sin forma de realimentar por otra línea, quiere decir que acá también Sr Gobernador quedamos aislados. Toda una ciudad sin luz, toda. Es imperiosa una doble línea. Necesitamos definición sobre los futuros proyectos energéticos para Malargüe.

Periódico Ser y Hacer de Malargüe
Redacción y administración: Cacique Millanquín 1074 Malargüe, Mendoza -Tel. Prensa: 54 260 15 4570011. Publicidad: 54 260 15 4316571- Dirección: Téc. Sup. en Periodismo: José Eduardo Araujo. Diagramación y Armado: Verónica Bunsters. Periodistas: José Eduardo Araujo - Pamela Rodríguez. Web Master: Téc. Sup. en Inf. David Zaragoza.